EL PEOR GOBIERNO EN EL PEOR MOMENTO

A veces tengo la sensación de que todo se derrumba a nuestro alrededor. No he logrado salir de la desmoralización que me ha provocado la actitud de nuestros políticos. Toda la legislatura pidiendo que dimitiera este gobierno, sin corazón ni alma, inepto, lleno de personajes que han estado sólo al servicio de sus intereses personales y los de su entorno, que para colmo nos ha estado robando, estafando y expoliando mientras los sectores más vulnerables de la población han estado sufriendo, padeciendo miserias, engordando las cifras de pobreza y precariedad, y muriendo, porque aunque nadie nos ofrezca las cifras reales y totales, estas políticas han causado víctimas como ocurre en una guerra,  vidas de inocentes como siempre.

Cuatro años de PP con movilizaciones y protestas por los recortes en los sectores básicos, cuatro años ansiando un cambio, cuatro años de abusos y falta de escrúpulos, para que el primer resultado sea que siete millones de votantes les vuelvan a dar su confianza, les afiancen en lo que estamos viendo a golpe de notica,  la transformación de entes públicos en sus cortijos: nidos de corrupción, enchufismo y despilfarro. Nos encaminamos ya al tercer mes sin nuevo gobierno porque los políticos están más interesados en exhibir estrategias políticas, su situación personal en su partido y la de su formación en el panorama político. Yo no fui a votar para tener que aguantar esto. Tres meses de un ejecutivo en funciones que nos sigue generando lo que sí que será  una herencia, peor que esa de la que se quejaban ellos cuando llegaron al poder. La sinvergonzonería no tiene límites. No comparecen en el Congreso para dar explicaciones y siguen tomando decisiones que nos afectarán a largo plazo. Hasta el último minuto se van a comportar y actuar como en una dictadura, atentando contra esta supuesta democracia al cobijo de la legalidad.

Qué asco y vergüenza me da escucharles hablar de la situación de los refugiados, justificar lo injustificable. Claro que estos individuos se han estado comportando con los inmigrantes que llegaban a nuestras fronteras inhumanamente ¡como para que de repente cambien sus actitudes y argumentos! Que diga lo que diga la Justicia dispararon a personas desarmadas que estaban intentando alcanzar la costa a nado. Que han estado expulsándoles y arrastrándoles a veces heridos hasta el reino de Marruecos. Que han coronado con concertinas (haciendo rico a algún empresario) las vallas en las fronteras lacerando vilmente a quienes solo huyen del horror y la miseria, esas de las que desde Europa somos cómplices y en muchos casos culpables. Esa Europa que está socialmente enferma y que no deja de exhibir los síntomas: asesinatos machistas, escenas denigrantes como las protagonizadas por los aficionados holandeses e ingleses, que se divierten humillando a mujeres que piden limosna, recortes sanitarios y asistenciales que han provocado miles de excluidos, elecciones donde salen reforzadas fuerzas fascistas que nos hacen retroceder en el tiempo… ¿Qué valores se fomentan en Europa y practican los europeos?

Nos adentramos en una época de decisiones de gran transcendencia y relevancia puesto que nos afectarán en múltiples ámbitos de nuestra vida cotidiana debido a lo que se está “cocinando” en Europa, una Europa al servicio del capital que no duda en hacer la existencia de sus ciudadanos más difícil e injusta. No es escenario para tener un gobierno como este. El peor gobierno en el peor momento.

Ya que desde la política no parece que nos vayan a llegar soluciones al menos a corto plazo qué queda nosotros, la ciudadanía. Buen momento para que se reactiven las demandas y exigencias, para seguir tomando  las calles y desde cualquier medio, organización, asociación, plataforma, protestar y luchar por conseguir una sociedad más justa, más igualitaria, digna.

Creo que para que de verdad cambien las cosas hemos de empezar por nosotros mismos. En nuestro entorno. Porque si hacemos lo mismo que los que mandan, no olvidemos que les elegimos, es difícil exigirles lo que no aplicamos desde nuestra situación. El mundo es injusto porque algunos han contribuido a ello y la mayoría ha preferido mirar a otro lado, porque se señala y criminaliza a quien alza la voz o se opone de forma activa. Solo hay un arma y es el estar unidos y apoyarnos unos a otros, porque aquello que no nos preocupa al no afectarnos directamente quizá nos toque sufrirlo en el futuro y entonces tampoco les importará a otros.

Mientras hay o no gobierno actuemos. Forme el gobierno quien lo forme exijamos lo mismo al margen de colores y siglas.

Un comentario en “EL PEOR GOBIERNO EN EL PEOR MOMENTO

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s